Tu estrategia de contenido ¿no es lo que esperabas?

Tu estrategia de contenido ¿no es lo que esperabas?

En el marketing digital cuando una estrategia de contenido se usa de manera correcta, es sumamente eficaz y rentable, pero igualmente con este puedes llegar a sentir que pierdes tu tiempo. Si el contenido no es el adecuado te estás encargando de hundir tu marca. Y porque te lo decimos el exigente gigante de Google califica ese contenido y aún peor en la mente de tus posibles clientes estos también llegan a hacerlo.  Ya que ese contenido te ayuda a construir relaciones con tus consumidores porque te permite mostrar la experiencia en el tema y así ir construyendo confianza.

Qué se puede lograr con buen contenido

El contenido bien elaborado puede atraer tráfico a tu sitio web. Te ayuda a generar engagement en los medios sociales, incrementa tu posicionamiento en los resultados de búsqueda y le da a tu audiencia la oportunidad de compartir tu contenido con sus amigos.

Pero como sabemos no se trata de publicar cualquier tipo de contenido, ya que los buenos resultados sólo llegan cuando lo planificas. A continuación, te contaremos de algunos errores que puedes cometer en tu estrategia de contenido.

Errores que puedes llegar a cometer en una estrategia de contenido

Dentro de los errores que se llegan a encontrar en una estrategia de contenido están:

  • No saber cuál es nuestro público objetivo, qué esperamos lograr con nuestro contenido, el plazo en el que esperamos lograrlo, la manera en la que vamos a llegar a la gente, estas partes referentes a tu estrategia deberían estar perfectamente definidas a fin de generar un rumbo en pro de lograr todo aquel objetivo propuesto en la estrategia de contenido.
  • Repetir estrategias previas. Pensar que campañas que nos funcionaron en el pasado lo harán ahora es un error muy frecuente. Una estrategia debe ser actual y debe responder por tanto a una necesidad del momento. Estar evolucionando, aprendiendo del pasado para innovar o responder adecuadamente a necesidades reales y del momento.
  • Falta o falla en la definición de audiencia. En la planificación de una estrategia de contenidos se debe conocer las necesidades del público objetivo: quiénes son, qué inquietudes tienen, qué necesitan y sobre todo el cómo tu negocio le llega a ser útil o de interés.

Te puede interesar: Sabes cuál es el contenido de valor para tu audiencia.

  •     Definir mal el tono de comunicación. El tono comunicacional define dos cosas: tu personalidad y la de tu audiencia. Si quieres que tu marca hable desde el conocimiento, experticia y demás para una audiencia adulta por ejemplo puede ser correcto. El tono debe ser diferente a si vas a hablar de videojuegos con una audiencia adolescente. Casos y generaciones totalmente opuestas, por lo que cuando se tienen claras las diferencias entre las audiencias son menos tajantes, se evita confundir el tono que debe utilizarse, sin perder efectividad al momento de impactar en nuestro público objetivo.
  •     Esperar resultados inmediatamente. Las estrategias de contenido conllevan de tiempo para lograr generar algún resultado. No puedes esperar llevar una semana con la estrategia y pretender que con este generas una audiencia significativa de seguidores. Por tanto, recuerda las estrategias de marketing digital plantean un crecimiento a mediano o largo plazo.
  •     Incluye contenido de calidad y que aporte valor. Tu contenido debe tener calidad, aportar valor y ayudar a tus lectores a tomar decisiones inteligentes y apoyar en alguna medida en dar respuesta a algún problema o necesidad.
  •     Creer que todo lo conseguirás orgánicamente. El alcance orgánico es limitado y aporta resultados en el largo plazo. Invertir en redes sociales para impactar a más personas llegar ser un buen recurso para aumentar impresiones y alcance.
  •     El contenido por sí mismo no atrae usuarios ni consigue likes, retweets o leads sólo por ser y estar en internet. Para que un contenido logre ser más efectivo, debemos difundirlo y promoverlo en aquellos canales donde se encuentre nuestra audiencia actual y deseada.

Algunas ideas para la difusión de tu contenido más allá de la actualización en tus perfiles de social media:

  1.   Envía una newsletter con tu última publicación a tus usuarios para generar tráfico a tu web, blog o red social.
  2.   Participa en foros, grupos y comunidades afines a tu actividad y comparte enlaces a tu contenido siempre que el mismo aporte valor a la conversación.
  3.   Genera anuncios con contenido exclusivo, en muchos casos este suele ser un e-book.
  4.   Apoyado en el anterior puedes crear expectación. Desarrolla una estrategia de comunicación previa al lanzamiento de tu contenido para generar interés en el usuario.

El contenido bien elaborado atrae mayor tráfico a tu sitio web. Te ayuda a generar engagement en los medios sociales, genera posicionamiento, recordación y construye una audiencia fiel. Esta audiencia puede llegar a transformarse en un posible cliente.

Ya con este conocimiento esperamos puedas verificar si tu estrategia de contenido no está funcionando adecuadamente por alguno de estos errores. Genera una estrategia más poderosa y acorde a tus objetivos en marketing digital. Si necesitas ayuda no dudes en buscar una agencia que te ayude a desarrollar una estrategia adecuada para tu empresa. Todo en pro de hacer que tu marca finalmente despegue.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *